“Soy papá” por Armando Bastida, conoce el corazón de su primer libro.

Armando Bastida es un gran referente en el mundo de la maternidad/paternidad tanto para LactApp como para muchísimas familias y profesionales que todos los días leen sus artículos publicados en diferentes plataformas. Ahora ha sacado su primer libro donde recoge una buena parte de su experiencia como profesional de la salud materno infantil y su experiencia como padre de tres hijos. Nos ha hecho tanta ilusión el lanzamiento de su libro que no hemos podido evitar hacerle una entrevista para saber un poquito más.

“Recuerda que sorteamos un ejemplar del libro “Soy papá”, solo tienes que entrar en la app e ir a la sección “Sorteos”.

¡Por fin has sacado tu primer libro! ¿Qué es lo que te ha motivado a escribirlo?

Creo que casi no me lo creo. Llevo tantos años con este proyecto que parecía que no llegaría nunca. Creo que la primera vez que colgué una imagen de mi ordenador con el documento del libro abierto fue en 2011.

La motivación es un “¿Y por qué no?”. Que fue lo que pensé cuando una amiga, Transi, me dijo que tenía que escribir un libro sí o sí. Yo ya llevaba 3 años escribiendo prácticamente a diario, así que había contenido suficiente. Solo que por entonces sentía que no era el momento, que aún tenía mucho por aprender como padre y profesional, y me lo tomé con (mucha) calma.

Siempre hablas de la importancia de tu familia a la hora de empatizar con las familias, ¿cómo ha sido de fundamental el hecho de ser padre para escribir tu libro?

Al 100%, si es que eso se puede cuantificar. Para hablar de bebés, niños, hijos, hijas, tienes que ser padre o madre, o como mínimo empaparte de eso día tras día.

Como acabo de comentar, cuando me planteé escribir el libro no me sentí preparado para ello. Sabía que me faltaba mucho por vivir, y no quería plasmar en un papel algo que años después quisiera cambiar. No digo que esto no pueda pasar… quizás dentro de un tiempo piense que habría escrito algo de otro modo, pero las probabilidades ahora son menores, porque he vivido la crianza como padre de un hijo, como padre de dos, y como padre de tres. Y puedo asegurar que las cosas que viví al nacer el tercero fueron muy diferentes a cuando tenía dos, o uno.

Esas vivencias me cambiaron también a mí, y mi manera de pensar en diferentes aspectos. Es mucho más trabajo, pero relativizas también mucho más, y eso ayuda a escribir o plasmar las ideas de otro modo.

Nos traes una guía para criar a nuestros hijos con sentido común, ¿crees que es el menos común de los sentidos?

Aish, pues no sé. El problema es que esto del sentido común es en realidad muy personal. Y no solo es personal, sino que el sentido común de cada persona cambia con el paso de los años. Así que lo único que he tratado de hacer es explicar la crianza de los peques desde el punto de vista, sobre todo, de lo que necesitan. Que los padres y madres puedan entender un poco mejor por qué los niños se comportan así, por qué ellos mismos sienten lo que sienten (los padres y madres), y por qué la sociedad responde de un modo muy diferente.

Dicho de otro modo, la inercia del funcionamiento social nos dice que a los 4 meses, cuando mamá vuelve al trabajo, el bebé debe ser institucionalizado ya, para que empiece a hacerse una persona de bien, que aprenda a ser un ser independiente y autónomo, fuerte mentalmente, recto, nada débil. Por eso nos dicen eso de déjalo llorar, enséñale a dormir solo, etc. Sin embargo, esto choca frontalmente con lo que muchos padres, y sobre todo las madres, sienten. Madres que tenían claro que lo mejor para sus hijos es dejarlos llorar, no atenderles enseguida, no dejar que “les tomen la medida”, que pronto se dan cuenta de que no es eso, que no es manipulación infantil, que es una necesidad básica, que su hijo sufre.

Ahí es donde mucha gente, y entre ellos, yo, decimos: “Oye, ¿no te parece de sentido común, que si está sufriendo, le des amor? ¿No te parece de sentido común que si ha venido al mundo a ser feliz y a ser una persona libre, y a descubrir qué es el amor, le demos amor, cariño y cierta libertad para que sea quien quiera ser?”

¿Quién te gustaría que lo leyera?

Pues no me lo había planteado. Yo creo que todo padre, y toda madre, que quiera tener una referencia a la hora de criar a sus hijos. La referencia de un padre que ha tenido tres, que además trabaja cada día con bebés y niños, y con madres y padres, y que con todo ese bagaje siente que puede explicar muchas cosas sobre ellos.

Y cuando digo referencia, lo hago porque en cierto modo es lo que yo he aprendido durante todos estos años de paternidad y dedicación, que puede ser una verdad que sirva para muchos padres, pero quizás no tanto para otros.

Dicho de otro modo, la ciencia, las recomendaciones, las guías, se hacen pensando en la mayoría de bebés y padres, pero siempre hay algunos que se salen de la norma y a los que no les sirve lo que funciona con la mayoría. O mejor dicho, cada familia es una realidad, y cada realidad requiere una crianza adaptada a esa familia. Como digo en la sinopsis del libro, es mi verdad, que no tiene por qué considerarse LA VERDAD.

El mundo de la paternidad / maternidad puede ser muy duro, ¿crees que tu libro puede ayudar a las familias a encontrar más pautas y recursos para estar con sus hijos?

Eso espero. Porque el objetivo, en todo momento, y aunque me pueda repetir, es explicar “cómo funcionan” los bebés. Parece poco, pero en realidad es algo que a todos los padres nos habría ido genial al tener a nuestro primer hijo: tener las respuestas al “¿y ahora por qué hace esto?”. Llegar a ese punto, llegar a tener esa respuesta, es en realidad increíble, porque es la diferencia entre sufrir o estar tranquilo, entre temer estar haciéndolo mal, o ser consciente de que vas bien.

¿Es tu primer libro de muchos?

Así es. En el libro ya lo pone: “Volumen I”. Porque en realidad la obra es más extensa. “Soy papá” es un libro muy gordo que hemos tenido que partir en tres partes para poder cogerlo con las manos, y esta es la primera de esas partes.

Pero no es el único proyecto. Hay un boceto de lo que será una novela gráfica que narra las vivencias de un enfermero que además es padre, y sus vivencias con sus compeñeras/os de trabajo, familia y amigos. No es autobiográfico, pero como la editorial quería que el perfil del personaje fuera exactamente como el mío, podríamos decir que será una especie de alter ego.

Háblanos un poco de la comunidad “Criar con sentido común”: cómo funciona, quién forma parte de ella, cómo podemos participar…

Pues es un pequeño sueño hecho realidad. De igual modo que cuando hablo del libro digo que he intentado explicar lo que a mí me habría gustado leer al ser padre, con la comunidad “Criar con sentido común” he intentado crear el lugar en el que a mí me habría gustado estar también en ese momento.

Los inicios como padres fueron duros, muy duros, y en gran parte porque no había dos personas que nos dijeran lo mismo. Todo el mundo tiene consejos para criar a los hijos de los demás, pero casi nunca coinciden, y muchos son incluso contrarios, de manera que es imposible hacer caso a todo el mundo.

En ese punto, los padres tienen que acabar por decidir qué es lo mejor para su bebé y para ellos mismos, y con esa intención se creó este lugar en el que aprender, pero además poder compartir, hablar y escuchar a madres y padres en situaciones similares.

Digamos que en un momento en el que no hay poca información, sino todo lo contrario, la idea era crear un lugar en el que hacer llegar a madres y padres esa información, pero ya filtrada por profesionales, y además personalizada a sus realidades.

Por eso la comunidad es una “Escuela de padres” y un “Grupo de apoyo”. Escuela de padres porque los profesionales hacemos seminarios online, y grupo de apoyo porque hay un grupo que funciona a modo de tribu virtual, pero con los profesionales dentro, por si nos necesitan.

Entonces, para que sepan cómo funciona, la persona que se suscribe puede estar un mes gratis y probar todo lo que se le ofrece. Y si se queda, empieza a pagar una cuota de 7,95 euros. Con esta aportación puede ver todos los seminarios que ya se han hecho (actualmente hay 19, de temáticas como la alimentación complementaria, el sueño infantil, sillas a contramarcha, primeros auxilios, porteo, etc), que tranquilamente suman 30 horas de vídeo, y pueden ver también, sin sobrecoste, todo los seminarios que se harán próximamente. Además, pasan a formar parte, directamente, de la tribu virtual.

Así que si pudiéramos hacer una analogía, sería como vivir en un lugar lleno de padres y madres, todos dispuestos a echar una mano y ayudar, siempre sin juzgar a los demás (es la única norma que existe y aún no la hemos tenido ni que redactar), en el que además hay profesionales que te echan una mano allí donde el resto de la tribu no alcanza. Ahora mismo estamos Gloria Colli, que es pediatra, Carmen Vega, que es médica e IBCLC, Thais Ortiz, que es asesora de porteo y un servidor, enfermero de pediatría. Este mes de agosto se sumará Miriam Escacena, que es guía Montessori, instructora de lengua de bebés y asesora de masaje infantil y Natalia Moragues, que es nutricionista. Y en septiembre u octubre se sumará al equipo el psicólogo infantil Alberto Soler.

Igual está mal que lo diga yo, pero a mí me habría encantado poder tener algo así hace 11 años, cuando nació Jon y Miriam y yo andábamos muy, pero que muy perdidos, al ver las diferencias entre lo que la gente y los profesionales nos decían y lo que teníamos que acabar haciendo por el bien de nuestro bebé.

El libro de podrá comprar dedicado aquí: http://armandobastida.com/

Más información sobre Criar con Sentido Común: http://criarconsentidocomun.com/comunidad

 

Te recordamos que la app de LactApp es GRATUITA

Consigue respuestas personalizadas sobre vuestra lactancia:

DescargarAndroid Descargar IOS
Share

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *